Buscar en este blog

martes, 6 de enero de 2009

Huelga de celo


A nadie se le escapa que el derecho a la huelga es un derecho adquirido de todos los trabajadores, estén en la condición que estén y trabajen en la empresa en la que trabajen. Obviamente hay situaciones en las que a uno se le antoja hasta de mal gusto que utilicen a los usuarios para presionar a la empresa y conseguir mejores condiciones laborales... especialmente cuando esas condiciones laborales son mucho mejores que la de sus compañeros que trabajen para cualquier otra empresa del sector en España.


Hablo de los pilotos de Iberia claro, hasta ahora nos venían atormentando con huelgas casi anuales, especialmente en periodos vacacionales para conseguir un convenio justo (sic), pero incluso aunque sea éticamente reprobable, estaban en su derecho.


Ahora bien, parece que este año no les apetece demasiado organizar una huelga "normal" y han decidido hacer una huega de celo. Para el que no lo sepa, una huelga de celo es una actuación organizada por parte de los trabajadores que cumpliendo estrictamente la normativa retrasan o paralizan la actividad empresarial. Por ejemplo, un piloto puede tardar 10 minutos en llegar a pie de pista y despegar, o puede tardar 30 minutos cumpliendo el reglamento (revisar puertas personalmente, trasladarse por pista la mínima velocidad posible, solicitar x confirmación por tener una duda razonable...) y después de esos 30 minutos el avión ha perdido el permiso de despegue y debe volver al terminal (y vuelta a empezar). Así han conseguido 5.000 retrasos, 500 cancelaciones y mas de un millon de pasajeros que no han podido regresar a sus casas, coger una conexión a tiempo o ir a casa a tiempo por navidad.


La huelga de celo no está reglada, ya que técnicamente no es una huelga como tal; el piloto sigue cobrando su salario, no están obligados a notificar su duración y condiciones, no tienen servicios mínimos y si las partes no llegan a un acuerdo, tampoco estarían obligados a acatar un dictamen de industria. Bien no?


Según Iberia hay 44 expedientes abiertos a los pilotos por no hacer correctamente su trabajo... aunque estoy convencido que dentro de unos días, ya pasado el periodo vacacional, sindicatos e Iberia llegarán a un acuerdo, desaparecerán los expedientes y se olvidará este caos hasta el próximo convenio.


Sería de ilusos pedir una legislación actualizada a este tipo de situaciones, ningún partido político se va a atrever a meter mano en el derecho a la huelga, ni siquiera cuando hablamos de una "no huelga de celo", pero, ¿a que sería bonito?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Realiza tu comentario libremente pero siempre desde el respeto y con un lenguaje moderado, gracias!